DISFRUTAR DE LA VIDA

Llega un momento, para algunas personas, en que decides enfocarte en lo que despierta en ti alegría, amor y paz. Y todo lo demás, no es que no lo veas, es que no pierdes ni un solo segundo en ello. No te apetece su regodear.

Quizás sea tan fácil como rodearte de gente que te suma, hacer aquello que disfrutas, dejar de darle tantas vueltas al pasado y al futuro, y asumir que la Vida, en ocasiones, también es jodida.

Así de sencillo como dar un paseo con una amiga mientras charláis de la vida. Compartir una paella, las arrugas y las canas con tu familia. Escuchar el canto de los pájaros, las risas de los niños, el ritmo de tus latidos, el sonido del silencio o el vaivén de las olas del mar. Anochecer con la luna. Amanecer con el sol. Atardecer en tu sofá.

Quizás sea así de fácil. Quizás no se trate de nada más.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .