LA LIBERTAD DE SER UNO MISMO

La Vida es aquello que sucede mientras ríes. Y mientras lloras. Y mientras ni ríes ni lloras. Muchos nos hemos pasado la mitad de nuestra vida queriendo arreglar lo que no dependía de nosotros. A nuestra madre, a nuestro padre, a nuestras amistades, a nuestra pareja, a la sociedad, a la Tierra, al Mundo, al Universo…

Hasta que escuchamos por ahí que no era lo de Fuera lo que teníamos que mejorar, sino lo de Dentro. A nosotros mismos. Y muchos, de nuevo, volvimos a emprender un viaje para intentar arreglar, de nuevo…, lo que tampoco depende de nosotros.

Y cuando digo arreglarse no me refiero a cuidarse. Me refiero a pretender ser lo que no eres porque la Biblia, un Curso, un Libro, un Gurú, la sociedad, una religión, una espiritualidad o un supuesto Maestro… te dicen cómo tienes que ser para Ser como Dios manda.

¿Cómo vas a ser y sentirte libre si no eres ni te sientes libre (por esas creencias) para ser tú mismo?

La Perfección del Ser (la mejor versión de uno mismo) no es que todos seamos, pensemos y sintamos de una determinada manera. Es que cada uno sea, piense y siente tal y como lo hace de Verdad. Sin fustigarse cada vez que siente miedo o se cabree o se sienta vulnerable o se caiga o esté de bajón. Y sin fustigarse por fustigarse.

COMPRENDER que no somos máquinas sino Seres Humanos emocionales y COMPRENDER que nuestros pensamientos y nuestras emociones son lo que son (y no más), que no nos definen, es imprescindible para quitarnos la importancia tan elevada que nos damos. Una importancia que nos lleva a ir en contra nuestro. A rechazarnos. A no amarnos.

No tenemos que ser, sentir, pensar, comportarnos… como las personas que admiramos. Ellas son de una manera y nosotros podemos parecernos o ser totalmente opuestas. Y ni las personas que admiramos o que nos ponen son mejores ni nosotros somos peores que nadie.

Es una cuestión de personalidad. De que cada uno de nosotros tenemos una energía, una manera de sentir la vida, unas preferencias, unos gustos… que no son más que eso.

La Perfección ya ES siempre. En cada Instante. En cada respiración. En cada paso que damos. En cada risa que carcajeamos. En cada lágrima que derramamos. En cada temblor. En cada pasión. En cada silencio, en cada letra y en cada voz.

Tal cosa como la mejor versión no existe. Es una meta que no tiene ningún sentido puesto que en cada momento estamos siendo nuestra mejor versión ya que no podemos estar siendo de otra.

Estos fines futuros que nunca alcanzamos (porque están en el futuro siempre…) te arrebatan esa Libertad que estás buscando. Porque no la puedes encontrar en otro lugar que no sea Aquí y Ahora. En TODO lo que estás Siendo en cada Instante.

Es tu creencia sobre cómo tienes que ser, pensar y sentir la que hace que no te sientas Libre. Es tu juicio, es la interpretación que haces sobre lo que ves en ti y en lo que no es en ti la que provoca tu castigo y tu condena. De ti hacia ti.

Tenemos la manía de separarnos en buenos y en malos, en bonitos y feos, en delgados y gordos, en brillantes y mediocres, en espirituales y terrenales, en carentes y abundantes. Nos dividimos en los que tienen éxito y en los que son unos fracasados. En los que están arriba y los que están abajo. En los que tienen un nivel de Consciencia y en los que no lo tienen.

Y así queremos ser libres, felices y vivir en Paz. Pero, ¿cómo vas a ser libre de esta manera si ya te estás encasillando de una determinada manera de ser, sentir y pensar para ser libre? ¿Si tienes que cumplir unas expectativas, unos objetivos, unos requisitos, unas leyes, unos mandamientos… para entrar en el grupo de los Top Ten Iluminados?

La Libertad del Ser implica un absoluto vacío de cómo tienes que ser o no ser. Cualquier creencia, por muy elevada que creas que sea, sobre “cómo tienes que ser para”, te arrebata de cuajo la verdadera Libertad. Una Libertad que lleva consigo la verdadera Felicidad que nada tiene que ver con la adrenalina del subidón efímero sino con la Paz de Ser quien Eres en cada Instante. Seas como seas. Pienses como pienses. Y te sientas como te sientas.

Cuando COMPRENDES que ya Todo es Perfecto (incluido tú) aunque en apariencia sea todo un caos, un desatino, una mierda y un descontrol… (incluida tú), te liberas de la necesidad de ser otra cosa de la que ya eres.

Si te cabreas está bien. Si te sientes vacía y sola está bien. Si te quedas sin trabajo está bien. Si vas contra corriente está bien. Si te aburres está bien. Si llueve está bien. Si estás triste está bien. Si te engordas está bien. Si te equivocas está bien. Si no gustas está bien. Si te enfermas está bien. Si te mueres está bien. Si te sale espuma por la boca está bien.

Un “está bien” que nada tiene que ver con la frialdad y la distancia emocional. Una frialdad y una distancia emocional que también están bien…

Ya no intentas amarte ni no amarte. Iluminarte ni no iluminarte. Ser positiva o no serlo. Vibrar alto o no vibrarlo. No hay un “intento” de ser, sentir, lo que no estás sintiendo. No hay un “me tengo que arreglar” lo que creo que está roto pues dejas de VER que algo lo está. Y no porque no lo esté, no porque no te duela lo que te duele, sino porque al Ver que la Tormenta es igual de perfecta que el Sol, ya no tienes necesidad de eliminar la Tormenta. Lo cual no significa que no lo vayas a hacer puesto que COMPRENDES que lo que sientes ahora puede ser lo contrario a lo que sientas en el ahora siguiente.

No hay un intento de no intentar. No hay un tengo que ser así o asá o todo lo contrario.

Simplemente, Ves la Vida como Es. Simplemente, te Ves a ti como eres. Como un Todo que no tiene que dejar de ser lo que es para Ser lo que Es.

Simplemente, ERES.

La Libertad de Ser uno mismo nada tiene que ver con ser lo que nos dicen que seamos sino con Ser lo que estamos Siendo. Lo cual no supone ningún esfuerzo ni implica ninguna disciplina ni herramienta ni meditación ni técnica ni proceso ni evolución puesto que Ser lo que Eres ya lo Eres siempre. Hagas lo que hagas. Y dejes de hacer lo que dejes de hacer.

Ya somos libres. Son nuestras creencias espirituales, religiosas y sociales las que no nos permiten Verlo.

Un “no permitir Verlo” que también está bien…

3 comentarios sobre “LA LIBERTAD DE SER UNO MISMO

  1. En el vacío no existe el estar todo bien y, no existe la libertad de ser uno mismo; por que lo bien apunta a lo mal y, la libertad a la esclavitud, además de ser uno mismo a ser diferente de uno mismo, como si eso fuera posible, lo que resultaría algo extraño en el ámbito de un vacío que confrontara dualidades. Lo que ocurre que en la experiencia del vacío que viene y va aparece una ausencia que vista experimentalmente se muestra bien y liberadora con respecto al estado en que normalmente nos encontramos. Eso solo induce a buscar constantemente la experiencia llamada vacío de una dualidad de bien y libre y ser uno mismo, que suele ser lo habitual como huida de la realidad. De esta huida viven los que enseñan a huir frente a los que intentan huir, pero solo es un vaivén y un modo de vida, quizás algo mas sofisticado, pero que habitualmente nunca se estabiliza. En realidad solo se afronta lo inevitable en el que puede estar incluido este ir y venir o no, o a veces, o siempre o nunca. Es por eso que ninguna experiencia ajena, vale nada mas que como parte del juego de la conciencia, incluida la esperanza donde no hay salida ni manejo posible de lo inevitable que instante a instante durante toda una vida se va desvelando, aunque pueda aparecer ese manejo. Todas las posibilidades están abiertas, pero ninguna al alcance de un alguien.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .